laboratorio del amor final - TEXTO 2

 

Algunas de las participantes del Laboratorio han querido contarnos por qué están en el Laboratorio, cómo llegaron y qué sienten al formar parte de esta comunidad de mujeres internacional: 

 

"2015 ha sido para mí el año del amor en lo teórico y colectivo, con el maravilloso descubrimiento del Laboratorio del Amor, como lugar de encuentro, de aprendizaje, de intercambio, de reflexión, de autoconocimiento, de autocrítica. Un espacio donde volcar un montón de cosas, donde sentirse escuchada y acompañada. Un lugar en el que todas somos conscientes de que el problema es la estructura, pero también de que la solución sólo puede venir de nosotras. Y solas se hace muy cuesta arriba todo el proceso, pero juntas somos más fuertes. Construir comunidad, pensar colectivamente el amor, tratar, intentar a pasitos ir deconstruyendo y deconstruyéndonos, también forma parte de nuestra revolución. Yo pienso, como Kate Miller que el amor, tal y como nos lo han enseñado y vendido, ha sido y es nocivo para las mujeres y peligroso para nuestro empoderamiento y autonomía. Pero también soy consciente de que no podemos (ni tenemos por qué) prescindir de él. Por eso, la alternativa pasa por repensarlo, deconstruirlo, reapre(h)enderlo y tejerlo a nuestra medida. Gracias señoras, sois maravillosas. Gracias Coral, por soñar ese espacio, y por hacerlo realidad".

Cinthya, Honduras

 

"Yo llegué al Laboratorio del Amor para culminar un proceso de duelo que me ha permitido reconocerme, aprender a estar en soledad y no sentirme mal por ello, ni estigmatizada y lo más importante, a perdonarme a mi misma, por permanecer en relaciones insatisfactorias con el coste emocional, físico y psicológico que eso supone. 

Ha sido una sorpresa, comprobar que son muchas las mujeres a las que nos emocionan las mismas cosas y con vivencias tan similares, que me han permitido "respirar", no sentirme culpable, y empezar a ver las relaciones personales como un camino no como un fin.

Gracias por tu generosidad, por tu idea y a todas las Señoras que te acompañan. Sois un regalo".

María, España

 

"Conocí el Laboratorio del amor (le llamamos "labo" cariñosamente) a partir de un taller donde cuestionamos los modelos de relaciones afectivo-sexuales. Me pareció una buena manera de seguir profundizando en el tema, de compartir los avances y los tropiezos. En el labo seguimos aprendiendo, nos apoyamos unas a otras, nos damos visiones diferentes, reímos, lloramos y nos emocionamos.

La primera cuestión que aprendí fue que para amar no es necesario sufrir. Tan obvio! pero cuando nunca te lo has cuestionado, cuando los modelos de relaciones de alrededor son tóxicos, pareciera que eso "es así". Pues no, amar significa gozar y gozarse, compartir, crecer, cuidarse y apoyarse. Y no nos conformamos con menos.

A menudo es complicado llevar la teoría a la práctica ya que son muchas generaciones funcionando con patrones de violencia. Las señoras del labo queremos romper estos modelos para sustituirlos por otros igualitarios y en este proceso Coral está siempre presente, con su perspectiva más amplia que nos confronta para hacer crecer nuestra visión del amor.

Estoy convencida que somos muchísimas mujeres las que sentimos este deseo y creo que es necesario que nos apoyemos entre nosotras para hacer este camino más agradable y bonito. Os lo recomiendo totalmente!"

Carmen, España

 

"Llegué al blog de Coral por un artículo que leí en Facebook, me encantó, así que me puse a leer todos sus post y a ver alguna conferencia. Tiempo después, estaba curioseando una madrugada por la red mientras vivía una mezcla de emociones por un viaje con un chico, me preguntaba si estaba loca, si siempre sería así de dependiente, si el amor significaba ceder, perder el poder, etc y maravillosamente me apareció el link del labo, Coral me aceptó de inmediato y sentí un gran alivio porque me sentí inmediatamente acompañada, yo no sabía bien de qué trataba pero de inmediato las señoras me parecieron amigas y me dieron el valor (a través de sus historias) para acabar con aquello que no me hacía bien. Me encanta el laboratorio porque me ha abierto más a los feminismos, porque gracias a él tengo claro que no soy yo sino la estructura, que hay muchas más mujeres aspirando a otras formas de amar, más igualitarias y que el amor romántico es uno de los tantos opresores de las mujeres. A mí me gusta mucho la biblioteca, porque ahí puedo comprender a profundidad de dónde viene todo esto del patriarcado, porque conozco a más feministas que me inspiran y porque ahora es mi espacio de lectura principal. El foro de acompañamiento también me gusta mucho porque ha sido un gran punto de apoyo en momentos de crisis y por su existencia he hecho amigas al otro lado del mundo. En fin, yo lo recomiendo. Y quien se inscriba verá que esto no se trata solo del amor, sino de desmontar todas las estructuras que nos oprimen. Sean bienvenidas las nuevas compañeras de cualquier parte del planeta!"

Patricia, México

 

"Conocí el Labo porque después de una relación tóxica quise comprender y formarme para no volver a vivir una situación así. Le pregunté a una amiga muy metida en temas de igualdad y me lo recomendó. Acertó totalmente. Era justo lo que necesitaba.

Tenemos una bibliografía muy extensa y variada, para descargar en pdf .Cada una puede proponer un tema o comentar el de otra, hacer aportaciones de libros, vídeos o canciones, o en el foro de acompañamiento comentar su situación y así recibe nuestros consejos y apoyo.

Personalmente me he encontrado con mujeres muy interesantes, que se analizan, que trabajan su relación para que sea más igual y plena, o que como yo han estado con alguien tóxico y no quieren volver a repetir patrones. Muchas estamos metidas en arte, música, yoga, meditación, dibujo, …actividades varias. Es muy interesante compartir y ver el trabajo de las otras mujeres.

En el labo me siento acompañada siempre, me acuerdo de las señoras del labo a diario, cuando me ocurren determinadas cosas, y les tengo mucho cariño, porque hemos estado juntas durante tiempo contándonos lo más personal de cada una.

¡El labo es una de mis cosas positivas del año!"

Silvia, España

 

"Conocí el trabajo de Coral por casualidad, estaba viviendo un periodo difícil con mi pareja que me desestabilizó emocionalmente. Fue así como empecé a bucar artículos en internet sobre el amor porque quería entender qué me pasaba, y por qué sentía como lo estaba haciendo, por qué me comportaba de esa manera. Cuando encontré el blog de Coral me leí muchos de sus artículos e incluso empecé a tranquilizarme al ver que nos pasa a todos. Y lo que me quedó resonando de todo es que "lo personal es político" y que "otras formas de querer son posibles". Así que acá estamos demoliendo nuestras estructuras e intentando construir algo nuevo, no es tarea fácil pero acá siempre se encuentra mucho apoyo, opiniones fuertes y sinceras pero siempre con respeto y cariño. Este espacio no solo es agradable sino que necesario". 

Rocío, Costa Rica 

 

"Conocí primero a Coral y su blog, me encontraba pasando momentos muy difíciles pues mi relación de pareja llevaba rato ya en una crisis que a mi me tenía ya muy desgastada física y emocionalmente, una amiga que sabía mi situación me compartió uno de los textos de Coral, de ahí no pude dejar de leerle, y conocí muchas corrientes, términos, y otras formas que no sabía siquiera que existían, eso me ayuda a no sentirme sola, a darme cuenta de que los seres humanos llevamos rato cuestionándonos las formas en las que nos queremos, decidía entonces entrar al Laboratorio, entre ejercicios, chats, lecturas, y sobre todo leer muchos testimonios de mujeres que como yo, buscamos lugares en donde poder construir en comunidad pensamiento y afecto que nos ayude a relacionarnos con más amor del bueno hacia nosotras mismas y los otros. 

No podría decir qué fue lo que más me ha ayudado pues es un conjunto de todo pero puedo decir que pude descubrir que esta forma de relacionar el amor con sufrimiento no es algo que construyó mi cabeza sola, es algo que se ha heredado, enseñado, y así pues fomentado, me dio mucho alivio encontrarme conmigo misma, mis pensamientos y emociones desde un lugar donde no se me juzga, en donde otras mujeres como yo vamos desenmarañando las herencias de sufrimiento, pues cuando pude dejar de cargar la culpa de querer de una forma que me lastima, cuando me di cuenta de que no soy yo sola, comienza a ser más claro de donde vienen todas estas ideas de amor y sufrimiento, entonces el sufrimiento mismo fue menguando, algo así como el coco es menos feo de lo que te imaginas, cuando abres la puerta y te das cuenta como se fue construyendo. 

Para mi el Laboratorio del amor fue una puerta a las posibilidades para construir una nueva yo, muchas formas de querer con amor del bueno, fue otra mirada la feminismo, en el laboratorio la lectura, la escritura y el pensamiento se conectan con mis afectos, y mi cerebro y mis emociones van juntas, es un lugar de tregua, en donde se construye una nueva vida, un nuevo mundo desde la intimidad de nuestras emociones, de nuestras relaciones más próximas, es un generador de cambio aquí en cortito y en directo. 

Gracias infinitas por este Laboratorio querida Coral".

Lila, México. 

 

"¡Hola a todas, mujeres de todo el mundo!

Conocí el laboratorio del amor por una amiga . Hice un taller que me ayudó mucho como persona a crecer y evolucionar . Descubrí facetas de mi que no conocía y me hice más fuerte . Sigo en el Laboratorio , porque me sirve de apoyo personal y comparto con otras personas ,situaciones , conflictos ,alegrías .....Me parece un espacio muy rico y muy generoso que estamos creando desde diferentes sitios del mundo. Forma parte de mi y os lo recomiendo como un espacio para aprender crecer y compartir . Gracias Coral"

Marisa, España

 

"La primera vez que leí el blog de Coral fue porque estaba buscando material que me ayudará a superar una situación de amor no correspondido. Me encantaron sus artículos y recuerdo que absorbía como esponja la información que estaba ahí. Luego contacté con Coral y me ayudó un montón, hizo que me cuestionara un montón cosas que no me había planteado y gracias a eso me pude ayudar a estar mejor. Un par de meses después me inscribí a este espacio.

El laboratorio del amor me ha enseñado mucho, he conocido a mujeres estupendas a las que admiro y estimo, historias que me han erizado la piel y por las que realmente me he llegado a preocupar, estas señoras forman ya parte de mi vida. En este espacio nos acompañamos, aprendemos formas diferentes de amar, a tener relaciones más sanas a romper creencias culturales y patriarcales, a tener sororidad. Admiro el trabajo de Coral y recomiendo totalmente este Laboratorio del amor"

Nan, México

 

"Entré en contacto con Coral a través del taller "Señoras que dejan de sufrir por amor". Me encantó y lo recomendé. Y mi amiga recomendó a sus amigas y así sucesivamente. Creo que lo interesante y original del taller es lo que lo hace tan atractivo. Desde entonces ha cambiado mi forma de ver el amor y el tema de las relaciones de pareja. Lo recomiendo siempre que hablo con alguna amiga que está planteándose temas del amor"

Julia, Alemania

 

"Conocí el laboratorio leyendo los artículos de Coral.  Sentí que con sus palabras ponía sobre el papel muchas de las ideas que desde siempre me habían acompañado, me sentía un bicho raro porque creía que somos nosotras quienes deberíamos construir nuestros afectos,  y al leer a Coral escribiendo sobre ello sentí que debía formar parte de esta comunidad y me tire de cabeza a la piscina. Aquí me encontré con un grupo mujeres que se han convertido en un pequeño refugio, en unas compañeras en el avanzar hacia nuevas formas afectivas, son un apoyo y un pozo sin fin de reflexiones y conocimientos. A pesar que muchas veces sabemos perfectamente lo que queremos cambiar, nuestra estructura mental de seres de barro también nos traiciona y la culpa que nos cosieron con fuego a lo largo de la historia aparece constantemente... cuando parece que vas a flaquear, las chicas del labo que ya están en un rinconcito de tu corazón y de tu mente, y estás deseando contarles que te pasó, y sabes perfectamente que te dirían. Oyes un susurro de Coral y simplemente das un paso adelante para hacer valer tu derecho a amar sin sufrir.

Si tú también crees que podemos reflexionar y cambiar las formas de querernos , que tanto hombres como mujeres tenemos el derecho a establecer otro tipo de relación afectiva, emocional, sexual, si crees que pueden haber formas diferentes de relacionarnos con los demás, si crees que amar no es sufrir, ....unete a nosotras, seguro que no te arrepentirás y estaremos encantadas de aprender de ti y contigo".

Pili, España

 

"Llegué al Laboratorio en un momento en el que pensaba que estaba destinada a una vida sin sentido después de una ruptura necesaria y muy violenta con un hombre del cual me sentí enamorada muchos años. Me gustó ser recibida por mujeres de otros lugares del mundo, necesita un lugar que me acogiera sin juzgarme con mis penas. Coral es una mujer magnifica, bonita, atrevida, inteligente y las chicas contaban sus penas y sus pensamientos confiadas. Después fui mirando otras pestañas del Laboratorio que me ayudaban a pensar y me ayudaban como compañía para no sentirme tan sola. Me interesa pensar y conversar sobre  otras formas posibles de relacionarnos entre los seres humanos. El Laboratorio es una comunidad abierta al dialogo y al intercambio entre mujeres. Gracias Coral por respetar la diversidad, el ritmo de cada una de nosotras y por abrir este espacio que sin duda tiene un inmenso potencial de transformación. Gracias Chicas, Besos"

Carolina, Chile

 

Más información sobre el Laboratorio del Amor 

Preguntas frecuentes